Martes, Diciembre 12, 2017 - 23:12

Agro oaxaqueño, desprotegido; trámites desalientan a campesinos

Seguro agrícola, la burocracia, plaga

HUGUET CUEVAS//FOTOS: MARIO JIMÉNEZ LEYVA

SEGUROS AGRÍCOLAS

Don Rogaciano Martínez es campesino indígena de Ejutla de Crespo, con más de 70 años, apenas sabe escribir. No terminó la primaria, pero a “fuerza de garrotazos” --como él mismo afirma--, debió aprender a sumar y restar. Cuatro de sus hijos son migrantes, viven en Estados Unidos y un quinto está en Oaxaca. Éste último. Mauro, contribuye en los deberes del campo.

El 2013 fue un año difícil: “Fue muy duro, del frijol y el maíz nomás se saca para medio comer. Antes, ‘masea’ cuidaba chivitos y con eso la hacíamos pero, ya estoy viejo, mi hijo no me puede ayudar de tiempo completo, él también debe buscar el taco para su familia”, comenta.

Don Rogaciano perdió 60 por ciento de su producción de maíz y casi la misma cantidad de frijol en 2013, las plantas no lograron desarrollarse por falta de lluvia y después, “se pasaron de agua”.

La agricultura está a merced del clima, relata. Depende de los vientos, sequías, lluvias, heladas, plagas y enfermedades. Él lo sabe, lo entiende, pero desconoce si existe alguna forma de prevención.

“Me han dicho que vaya a solicitar apoyos, que me organice, pero ¿cómo? ¡Son puras vueltas! Tendría que gastar pasaje, ir en taxi a la ciudad de Oaxaca, ¡es dinero que no tengo!”, afirma.

El septuagenario explica: “Hace un año busqué apoyo de Sagarpa y Sedafpa. No llegué ni siquiera a las oficinas. En el camino hallé a agricultores que me dijeron que venían de allá, les pedían cuenta en el banco, debían darse de alta en Hacienda. ¡Ya iba a medio camino y me regresé! Dígame, ¿a qué iba? ¿a gastar mi dinero?”. Así como Rogaciano, muchos campesinos desisten porque desconocen los trámites o éstos son muy engorrosos. 

SEGUROS AGRÍCOLAS

Campesinos desconocen la administración de riesgos de la producción y los beneficios de los seguros agrícolas, los cuales son operados por las compañías de seguros y fondos de aseguramiento.

De acuerdo con Rolando Ruiz, asesor financiero de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) delegación Oaxaca, el seguro agrícola busca proteger la inversión del campesino en un cultivo específico, en una zona geográfica determinada y en el ciclo agrícola correspondiente.

Ruiz expuso las ventajas de contar con seguros: no sólo benefician a los agricultores, ya que éstos obtienen protección personal, sino también al país, al generar un ahorro interno, al brindar mayor estabilidad en el sector. Mencionó que las catástrofes naturales ponen de manifiesto la necesidad e importancia de contar con seguros agrícolas.

OBSTÁCULOS

“¡Suena maravilloso pero cómo le vamos a hacer, ¡cómo puedo darme de alta en el SAT!”, exclama don Rogaciano. No quiere saber nada de trámites y, presuroso, cuenta: “mis compadres sí lo han hecho, ellos dicen que es mejor organizarnos, que así se pueden demandar apoyos a Sagarpa y es más fácil… ¡pero, yo no ando ya para ésos azotes! Es cosa de ir a formarse, de rellenar oficios…. Ya después me contaron que el apoyo para sus tierritas llegó bien tarde… figúrese que ¡ya hasta había pasado la cosecha!”.

Rolando Ruiz reconoce que para obtener un seguro lo idóneo es acercarse en grupo u organización a las dependencias que los ofrezcan, pues así será más rápido. “El problema es, desafortunadamente, que como requisito deben empadronarse ante Hacienda, y muchos están impedidos”, sostiene.

El asesor explicó que en los últimos años algunos gobiernos estatales han decidido comprar coberturas de seguros agrícolas para evitar la pérdida de recursos, así como la descapitalización de los productores y campesinos en caso de alguna eventualidad que perjudique las cosechas.

TIPOS DE SEGUROS

El seguro agrícola puede cubrir de manera individual o en grupos los riesgos climatológicos o biológicos. Este riesgo es la probabilidad de afectación de la cosecha en cantidad y calidad por efecto de un fenómeno adverso para el cultivo.

Datos de la Condusef explican que, por el tipo de riesgo, los seguros agrícolas se clasifican en: riesgos climatológicos, que se refieren a las sequías, incendios, vientos fuertes, granizo, inundación, heladas, falta de piso, exceso de humedad, bajas temperaturas y ondas cálidas. Los riesgos biológicos: enfermedades y plagas y depredadores.

Los riesgos relacionados con la nacencia y la siembra: imposibilidad de sembrar, no nacencia, taponamiento, baja población y los riesgos cubiertos bajo condiciones de invernadero: lluvias, granizo, nieve y explosión en invernadero.

Quedan excluidos de la cobertura los cultivos por malas prácticas agrícolas, terremotos, erupciones volcánicas, desbordamiento de cauce no atribuible a lluvia excesiva, entre otros.

La cobertura puede otorgarse mediante diferentes esquemas: seguro a la inversión, --que garantiza la recuperación del costo del cultivo ante un evento dañoso protegido--, el seguro a la cosecha esperada y seguro de producción garantizada que cubre los daños contra los riesgos que se señalen como cubiertos y ampara la producción esperada (seguro a la cosecha esperada) y un porcentaje de la producción acordado (seguro a la producción garantizada) a un precio pactado, tomando como referencia la media de producción del agricultor, o si se carece de ésta, la media de la región.

El seguro por planta ampara la pérdida total de la planta a costo de producción, o su rehabilitación cuando ésta sea factible.

Los siniestros deben ser informados al asegurador por parte del agricultor asegurado, y previa aceptación de la ocurrencia del siniestro el asegurador deberá cubrir la indemnización, la cual no será superior al valor de la suma asegurada, señaló Rolando Ruiz.

Miles de campesinos, solo 419 buscan apoyo 

Según datos del padrón de beneficiarios del programa de subsidio a la prima del seguro agropecuario del gobierno federal, durante el año 2013, en Oaxaca se registraron 419 personas físicas y morales que solicitaron apoyos.

El padrón incluye la lista de los productores agropecuarios que realizaron movimientos de seguros en este período. Entre los cultivos asegurados está el café, tomate, mango, pepino, palma de coco, sorgo, plátano y maíz.

Las aseguradoras y los fondos que prestan directamente el servicio de aseguramiento, conjuntamente con Agroasemex, la SHCP y Sagarpa, integran el Sistema Nacional de Aseguramiento al Medio Rural, marco institucional en el que opera el Programa.

El subsidio se canaliza a los beneficiarios a través de las aseguradoras y los fondos, con base en la información de las operaciones de seguros que contratan con los productores agropecuarios elegibles. Es requisito, para que proceda el subsidio, que los beneficiarios paguen la parte de la prima del seguro que les corresponde.

El norte, bajo resguardo

2 millones 91 mil hectáreas protegidas

54.5 por ciento se encontraba en los estados de Sinaloa, Sonora, Tamaulipas y Veracruz.

El agro bajo (des) cobijo 

Seguros contra cambio climático

Los seguros agrícolas son de los instrumentos más importantes para manejar los riesgos asociados a la producción rural, sobre todo, para atender panoramas climatológicos cambiantes. 

Has aseguradas 2009-2012

5 mil 623 2008

6 mil 974 2009

8 mil 44 2010

8 mil 195 2011

11 mil 963 2012 

Fuente: SIAP informa. Una Mirada al panorama agroalimentario de México y el mundo.

País de 4 cultivos 

En 2012, casi 12 millones de hectáreas (54% de la superficie cultivada del país) contaron con algún tipo de seguro. Cuatro cultivos concentran casi el 80% de los seguros agrícolas

54% maíz

8% sorgo

9% caña de a azúcar

7% frijol

22% otros

Fuente: Agroasemex 

El seguro agrícola en Oaxaca 

Expuesta a cambios climáticos como sequías, huracanes, lluvias intensas y diversos fenómenos metereológicos, el agricultor oaxaqueño es de los peor protegidos en el país

8 lugar de Oaxaca por superficie asegurada en el país

8 mil 959 has, la superficie asegurada

4 menor suma asegurada en el país

83 millones 882 mil pesos, la garantía para agricultores

413 padrón de beneficiarios de Agroasemex en 2013

Fuente: Agroasemex, Inegi

Relacionado