Miércoles, Noviembre 22, 2017 - 10:47

Acusa Centro Barca desinterés por desplazados de Copala

A un año de la implementación de medidas cautelares a favor de 135 indígenas triquis desplazados de San Juan Copala, el Centro Regional de Derechos Humanos "Bartolomé Carrasco Briseño" (BarcaDH) lamentó que exista desinterés de las autoridades para el cumplimiento de las mismas.

Mediante un comunicado, el organismo que junto con el Centro de Derechos Humanos y Asesoría a Pueblos Indígenas (Cedhapi) pidió a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) dichas medidas, sostiene:

"El gobierno de Oaxaca, como parte del Estado mexicano, sabe que tiene una responsabilidad y compromiso para resolver la situación de impunidad que existe en la región, el desplazamiento de personas y la pacificación en la zona triqui; además, es urgente y prioritario que el caso sea atendido de forma integral y de fondo".

Recuerda que desde el primer momento entregaron a las instancias responsables una propuesta integral para atender los temas de justicia, seguridad, salud, educación y retorno de los desplazados.

"Es importante mencionar que una vez que se otorgaron las medidas cautelares en el mes de octubre, la situación de violencia y agresiones a integrantes del municipio autónomo de San Juan Copala disminuyó y los proceso judiciales empezaron a avanzar", reconoce.

Barca añade que junto con Cedhapi solicitó las medidas cautelares a la CIDH, y que en abril pasado renunciaron al seguimiento de la implementación debido a que los beneficiarios decidieron seguir con el acompañamiento del Foro Permanente de la Verdad, que encabeza David Sicilia.

Rememora también que en marzo pasado, de forma inédita el gobernador Gabino Cué acudió a la sede de la CIDH, en Washington, a una reunión de alto nivel solicitada por los peticionarios, a fin de informar acerca de la aplicación de las medidas cautelares.

"Nos solidarizamos con la exigencia de justicia de los desplazados de San Juan Copala, pero al mismo tiempo les pedimos que sean ellos quienes determinen el camino que los lleve a unificar su nación triqui, pues bien saben que hay muchos intereses políticos, económicos y de control que no los dejan unirse; existen muchos grupos que están con ellos y lejos de acercarlos a una solución, la complican", terminan.

 

 

Oaxaca en la CIDH

Con el número MC 197-10, la CIDH otorgó el 7 de octubre las medidas cautelares. "La solicitud de medida cautelar alega que 135 miembros del pueblo indígena Triqui de San Juan Copala en Oaxaca se encontrarían desplazados a consecuencia de repetidos ataques violentos en su contra por parte de un grupo armado.

"La información recibida indica que en los 11 meses previos, 25 personas resultaron muertas y 17 heridas como resultado de los hechos de violencia en San Juan Copala. La Comisión Interamericana solicitó al Estado de México que adoptara las medidas necesarias para garantizar la vida y la integridad personal de los 135 habitantes de San Juan Copala, México; que concertara las medidas a adoptarse con los beneficiarios y sus representantes; y que informara sobre las acciones adoptadas a fin de investigar los hechos que dieron lugar a la adopción de medidas cautelares".

 

ISMAEL GARCÍA M.

Relacionado